Reorientación del Plan Industrial en Madrid, adaptándolo al escenario del COVID

La Comunidad de Madrid reorienta las actuaciones del Plan Industrial 2020-2025 para adaptarlas al escenario provocado por la crisis del coronavirus y dotar a la industria de la región de las herramientas necesarias para responder a los retos planteados por la pandemia. Ésta ha sido la principal conclusión del Consejo Director del Plan Industrial, el organismo creado para evaluar la ejecución de las medidas del plan que se ha reunido hoy bajo la presidencia del consejero de Economía, Empleo y Competitividad, Manuel Giménez.



El Plan Industrial, aprobado el pasado mes de enero, destinará en los próximos años 514 millones de euros a la puesta en marcha de iniciativas orientadas a crear un modelo productivo más competitivo, tecnológico y respetuoso con el medio ambiente, impulsando la transformación digital, la internacionalización, la innovación y la transferencia de conocimiento en la industria.

En el encuentro, en el que han participado los consejeros de Transportes, Movilidad e Infraestructuras, Ángel Garrido; Vivienda y Administración Local, David Pérez; Hacienda y Función Pública, Javier Fernández Lasquetty; y Medio Ambiente, Organización del Territorio y Sostenibilidad, Paloma Martín, además de los viceconsejeros de Política Educativa, Rocío Albert; Políticas Sociales, Familias, Igualdad y Natalidad, Javier Luengo; Ciencia, Universidades e Innovación, Alfonso González; y Economía y competitividad, Rodrigo Tilve, se han analizado las conclusiones del Comité de Seguimiento del Plan celebrado el pasado mes de mayo, en el que Gobierno regional, patronal y sindicatos reafirmaron en un comunicado conjunto su compromiso de reorientar las medidas recogidas en el texto para fortalecer la industria y ayudarla a afrontar los desafíos que afronta en la nueva situación.

Entre los principios de actuación que van a marcar esta revisión está la necesidad de aportar soluciones inmediatas a las empresas que necesiten adaptar sus procesos productivos para garantizar la seguridad y la salud de sus trabajadores, o el rediseño de los procesos e industrias para reducir la dependencia del exterior en situaciones como las provocadas por la pandemia.

Así, en la reunión celebrada hoy se ha avanzado en la definición de objetivos como propiciar la formación de trabajadores cualificados en los perfiles profesionales más demandados por las empresas (a través de FP Dual, carreras STEM…); aumentar la competitividad de las industrias madrileñas mediante la asimilación del I+D+i; incrementar la orientación del sector al mercado exterior; mejorar el ecosistema industrial de la región vertebrando el territorio y fomentando la sostenibilidad energética, o impulsar una simplificación administrativa que agilice y facilite la reindustrialización. En todos ellos trabajarán de manera conjunta tanto las distintas consejerías implicadas como los agentes sociales.


Salir de la versión móvil